Os pido que si publicáis las traducciones de este blog en algún otro sitio, por favor, al menos poned los créditos correspondientes, basta con la dirección del blog. No es necesario que aviséis ni nada, sólo con los créditos me conformo. Gracias.

martes, 21 de abril de 2015

Hitofudegaki no bigaku #28 -- Teléfono

PATiPATi 08.2009 – Hitofudegaki no bigaku #28
El tema de este mes ------ "Teléfono"


Está empezando a hacer calor. Vosotros no estáis sufriendo de fatiga causada por el calor del verano y eso, ¿verdad? Yo estoy bien.

Soy alguien cuyo apetito se reduce drásticamente en verano, excepto cuando encuentro unos deliciosos fideos fríos. Me gustan mucho los hiyashi chuuka. Por lo general, es el tipo que hay en las tiendas de conveniencia. Sólo soy especial en una cosa con respecto a cómo comerlos y es "¡ponle mayonesa!" ¡Eso es todo! (risas).

Poco después de que esta revista sea publicada, SID estará en nuestra gira de verano. Este tour es también uno de los más grandes en nuestra historia. Estamos absolutamente motivados. Todos los lugares son auditorios que vienen con asientos pero conseguiremos que los conciertos sean tan animados que no lo sentiréis así.

Bien, nuestro tema esta vez es "teléfono".

Este tema me recuerda que, probablemente, sea hora de comprar un nuevo teléfono porque el mío es un 902 de DoCoMo, ¿sabes? En realidad, ya no se ve por ahí estos días, ¿no? (risas) Sin embargo, es práctico de usar. Además, ya le he cambiado la batería dos veces. Estoy apegado a él aunque parece golpeado y las manchas resaltan en la parte blanca. Mm~m, no puedo decidirme. Todos, por favor, decidme si sabéis de algún buen móvil.

De entre las preguntas que me hacen a menudo, hay una que dice "¿Eres de los que llaman o de los que mandan mensajes?" En mi caso, ¡totalmente soy de los que llaman! Por supuesto, mandar mensajes es práctico y lo uso a menudo también, pero cuando hay asuntos importantes, puedes decir que, sin duda, llamaré. También, en el caso de enviar mensajes, hay algunos puntos problemáticos. Incluso para asuntos que se pueden resolver hablando sólo un minuto por teléfono, cuando mandas mensajes, normalmente, tienes que empezar con un saludo, ¿no? Y después de eso, el intercambio sigue y sigue… No soy bueno con cosas como esas. Así que, a menudo, sorprendo a la gente y dicen "¿¡Me llamas así de la nada!?" (risas).

Así que me pregunto si esto es raro para los hombres. También me gustan las conversaciones largas por teléfono. Incluso cuando son con otro hombre, puedo hablar despreocupadamente durante 2 o 3 horas. La característica especial de estas largas conversaciones por teléfono es que "¡No tienen contenido en absoluto!" Me gusta. También, para el momento en el que la llamada se acaba, a menudo, tengo un dibujo raro terminado en mi bloc de notas (risas). Todos entienden esto más o menos, ¿verdad? Probablemente, eso significa que no estaba muy concentrado en el contenido de la llamada. Nunca falla, siempre tengo un dibujo artístico hecho.

Creo que aquellos que siempre han estado leyendo esta columna, se habrán dado cuenta de que soy terriblemente tímido. Es por eso que también había frecuentes ocasiones en las que el teléfono me salvaba en arreglos importantes. Incluso cosas que no tienes el valor de decir cara a cara puedes decirlas por teléfono.

Me da la impresión de que durante mis días de estudiante, me confesé principalmente a través del teléfono. Eso, de verdad, hace que tu corazón lata, ¿eh~? Aunque hayas estado teniendo una conversación animada sobre temas sin importancia hasta ese momento, te vuelves extrañamente cohibido cuando estás a punto de colgar, y el ambiente empieza a ponerse raro. Harás cosas como cambiar de repente al keigo [forma de hablar honorífica] Un poco como "Uh, um… tengo… algo… que decirte" (risas). Extraño, ¿verdad? Me pregunto por qué cambiamos al keigo cuando nos confesamos. Probablemente sea porque parece que cuando dices "Sal conmigo♪", saldrás con una herida menos profunda cuando te rechazan, así que tendemos a volver el estado de ánimo más serio, diciendo a propósito "¡Por favor, sal conmigo!" De esa forma, aunque la otra persona quiera rechazarte al momento, acaban diciendo "Por favor… déjame pensarlo un tiempo". Y entonces, al final, después de tener que esperar, te rechazan. Eso me pasó mucho (risas). Soy extremadamente optimista, así que cuando me decían "Por favor, déjame pensarlo", empezaba a tener la sensación de que ella ya había dicho que sí. Al final, después de ser golpeado con un "Lo siento…", mientras caía en depresión, pensaba "¡¡De vuelta a mis ilusiones nocturnas de amor-amor~~!!" (risas).

Ah, me salí del tema. Oh, sí, ¡el enemigo de las conversaciones largas por teléfono! Ese tiene que ser el problema de las facturas de teléfono. Aunque hay tarifas que merecen la pena estos días, así que puede no llegar a una enorme suma. Cuando me quedaba en mi casa familiar, me reñían cada mes. Durante unos meses, el número de llamadas largas que hice fue muy alto. Al parecer, llegó a ser una factura absurda. Me riñeron severamente, "¡¿Tienes amigos en el extranjero o qué?!". Se convirtió en una reunión familiar, incluso averiguaron los sitios a los que llamé, recuerdo que fue muy embarazoso.

Los móviles son muy comunes estos días, creo que hay muchas veces en las que asuntos un poco informales pueden resolverse por mensaje. Pero lo encuentro aterrador, la presencia de la otra persona no se siente claramente en un mensaje, y eso es porque no puedes oír la voz de los demás, los malentendidos pueden surgir de los sentimientos que quieres expresar. Para ponerlo de una manera exagerada, ni siquiera sabes si el que está al otro lado del mensaje es realmente la persona que crees. Creo que por práctico que sea, tenemos que ser cautos.

En un programa de televisión el otro día, alguien de la edad de la escuela media más o menos decía que se confesó mediante un mensaje. Tuve mis dudas como "¿De qué va todo esto?". ¿No significa esto que ya estaban en la situación de "Por favor, déjame pensarlo" desde el principio? Porque ambos tienen tiempo de pensarlo con detenimiento cuando se trata de un mensaje. El amor debería ser algo más directo, eso es lo que pienso.

Tener ilusiones de amor-amor mientras esperas tampoco es algo malo (risa incómoda).